domingo, 27 de septiembre de 2009

EL ARTE SALVADOREÑO FLORECE EN NUEVA YORK- Héctor Sermeño


Ikarus Gallery expone una muestra del talento cuscatleco
Para conmemorar su cuarto aniversario, la organización Ikarus Gallery, organizó una exposición en la ciudad de Nueva York. FOTOs EDH /
Héctor Sermeño/Corresponsal

Sábado, 26 de Septiembre de 2009

Para quienes siempre pensaron que la generalidad de los salvadoreños que residen en Estados Unidos era simplemente un ejército de mano de obra barata, se equivocaron, Irakus Gallery es la mejor prueba de lo contrario. Ikarus Gallery es una organización cultural que aglomera a unos 30 trabajadores del arte y la cultura, es su mayoría salvadoreños, quienes se desenvuelven en todo tipo expresiones artísticas que incluye pintura, escultura, literatura, poesía, fotografía, caricaturas, artes escénicas, entre otras.

A juicio de Jorge Guzmán, uno de los coordinadores de esta institución, Ikarus Gallery es una exposición artística permanente e itinerante que puede llegar a todos lados donde haya un propósito claro y bien definido de ayudar, colaborar y apoyar a todo tipo de artistas, ya sean estos salvadoreños o de cualquier otra nacionalidad latinoamericana.

"Tratamos de motivar e incentivar con muchas iniciativas y de forma solidaria a las personas que en nuestra región tienen algún talento artístico y que se ven imposibilitados por una u otra razón a desarrollarlo y lo que es bien importante, que se dé a conocer en su comunidad", detalló con gran certidumbre el artista salvadoreño.

En la actualidad, Ikarus Gallery está conmemorando su cuarto aniversario de fundación con una exposición artística en el local de American Legion, ubicada en la avenida Marvin de Hempstead, Long Island, Nueva York, donde se están mostrando pinturas, fotografías y hasta producciones literarias.

Una de estas obras literarias es el libro "Nostalgia en la oscura soledad", escrito por Santiago Miranda, quien en sus páginas describe la nostalgia que viven todos los migrantes al verse forzados a dejar su lugar de origen y romper la conexión directa que los une a sus familias, amigos y su entorno social, donde vivieron, se educaron y se desarrollaron como personas.

Pese a los obstáculos, Ikarus Gallery ya tiene varios espacios ganados, dice Guzmán. Por ejemplo, cuenta con una exposición permanente de unas 25 obras en el consulado salvadoreño de Long Island.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada