domingo, 11 de noviembre de 2012

Migrantes vienen a reclamar sus derechos



Migrantes vienen a reclamar sus derechos

Migrantes vienen a reclamar sus derechos
Marcos Yax Coalición Nacional de Migrantes Guatemaltecos en Estados Unidos (Conguate). Foto: Archivo/s21
Apartir de mañana, la Coalición Nacional de Migrantes Guatemaltecos en Estados Unidos (Conguate) iniciará una serie de reuniones con funcionarios guatemaltecos para solicitar soluciones de corto plazo a cuatro demandas cruciales para ellos, explica Marcos Yax, presidente de la asociación, quien encabeza la comitiva de connacionales que se encuentra en el país (vea:Objetivos).
Hay cuatro objetivos tras la visita de Conguate, todos con soluciones que se exigen a corto plazo
Claro, esta es la decimoquinta ocasión que buscamos soluciones a través de acercamientos con funcionarios guatemaltecos. En esta oportunidad, esperamos resoluciones prontas pues hay dos temas que las urgen de esta manera; el primero, relacionado con la emisión del Documento Personal de Identificación (DPI) para los guatemaltecos en Estados Unidos, y el segundo, con la emisión de pasaportes para los connacionales en este país del Norte. Además, esperamos que se instituya lo más pronto posible el voto en el extranjero mediante la aprobación de las reformas electorales y se avalen las enmiendas a la Ley del Consejo Nacional de Atención al Migrante de Guatemala (Conamigua). 
¿Qué precisan en el tema del DPI y los pasaportes?
Para el caso del DPI, a través del director del Registro Nacional de las Personas (Renap), buscamos el apoyo para que se avale una extensión al plazo para la vigencia del documento a los guatemaltecos en tierras estadounidenses, pues estimamos que cerca de un millón de ellos aún no poseen la identificación. Recordemos que el 31 de diciembre es la fecha límite para la vigencia del DPI y, si no lo logramos obtener, imagínese la situación de una persona indocumentada en Estados Unidos e indocumentada en Guatemala.
En cuanto al pasaporte, sucede que en EE. UU. la gestión para adquirirlo puede durar hasta seis meses, lo cual es demasiado tiempo. Pediremos al director de Migración que nos aclare la situación y exigiremos una pronta resolución al problema, pues a causa de esta lentitud, muchos jóvenes han perdido la oportunidad de ser favorecidos por el programa Dream Act, pues no cuentan con este documento que es requisito para optar al apoyo estadounidense.
También hablan del voto en el extranjero y de las reformas a la Ley de Conamigua, aunque estas demandas las han impulsado en reiteradas ocasiones
Sí, por ello hablamos de soluciones a corto plazo para estos cuatro temas que hasta ahora hemos esbozado. Para los dos primeros, porque así lo exigen las características propias de nuestras peticiones, pero para las dos últimas, porque son solicitudes que se han insistido en muchas ocasiones y de las que ya no podemos seguir esperando la solución. 
El voto en el extranjero es algo que ya se ha discutido bastante y es un derecho que no nos debe ser negado; entonces, por qué tanto retraso para su aprobación; por ello, pediremos se apruebe de urgencia nacional esta enmienda a la norma electoral. Lo mismo sucede con las reformas a la Ley de Conamigua, pues este también es otro elefante blanco que está ahí caminando a paso de tortuga, lo cual no es permisible, pues necesitamos las enmiendas para mejorar el accionar del Consejo.
En el caso particular de los dos últimos planteamientos, ¿cómo lograr un compromiso real si son temas que siempre los han puesto sobre la mesa sin llegar a concretar una salida?
Es difícil. Solo recordemos que la Corte de Constitucionalidad (CC) ya emitió una opinión favorable para el voto en el extranjero, pero lamentablemente y a pesar del pronunciamiento, a los diputados pareciera que les importa un comino nuestra solicitud. La clave es la falta de voluntad política por parte del Congreso de la República. 
Nuestra meta está clara, queremos participar en las elecciones guatemaltecas. Haremos todo por lograr el cometido, pues no pueden excluirnos los políticos solo por su falta de voluntad. Lo mismo sucede con las reformas a la Ley de Conamigua y el nombramiento del nuevo secretario de esta instancia. 
En esta ocasión, la agenda propuesta promueve la discusión en torno a estos cuatro temas inmediatos, pero más allá de lo planteado, ¿qué otras acciones ha dejado de emprender el Gobierno guatemalteco a favor de los derechos de los migrantes? 
Hay varios pendientes. Por ejemplo, Guatemala no ha promovido ninguna iniciativa que busque el respeto a los derechos humanos de los migrantes que atraviesan México en busca del sueño americano; de igual manera, no se ha invertido en la gestión para lograr la aprobación del Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés). El Salvador obtuvo el TPS, pero eso no fue fortuito, para ello los salvadoreños debieron invertir en un equipo de lobistas destacados en Washington, que dirigió cada movimiento de la estrategia para buscar el Estatus. Nosotros hemos recomendado a los distintos gobiernos una inversión en este sentido, pero no se han atendido nuestros planteamientos. Si obtuviéramos el TPS, abriríamos grandes oportunidades para más de un millón de connacionales acá en Estados Unidos, lo cual indudablemente redundaría en mejores condiciones de vida para estos guatemaltecos y sus familias. (lea: Aporte al desarrollo).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada